La Madre Tierra y Su Proceso de Purificación

No Respetamos a la Madre Tierra quien también es un ser como nosotros que tiene vida, cuerpo, sentimientos y emociones. No Respetamos el aire que respiramos y el agua que consumimos, pues los contaminamos a diario; No Respetamos al resto de la creación tal como el medio ambiente, árboles, cetáceos y la vida animal de superficie; No respetamos el cuerpo con que se ha hecho posible el transito en este mundo 3D, porque con fines non sancto solo nos mueve la satisfacción de los sentidos y activación de los deseos.

En fin, no Respetamos los ecosistemas, los ríos y océanos, y casi a diario lanzamos a la atmósfera polución y más polución, permitiendo con ello que se le coarte a la humanidad y a todos los seres de la creación, el sano y libre disfrute de la vida. ¡Somos egoístas a ultranza!!

La Madre Tierra es el ser más paciente, permisiva y tolerante de este planeta. ¡Como ella ningúna otra! Durante millones de años se ha prestado para que en sus entrañas se alojen tantas y tantas civilizaciones, como la mente humana no tiene idea. Y Su paciencia en las actuales circunstancias en que se vive en el planeta llegó a un límite y al parecer no hay vuelta atrás. ¡¡Óigase bien, no hay vuelta atrás!!

Es decir, ya no hay más excusas ni pretextos para que ese gratuito alojamiento que la Madre Tierra ha dispensado durante eones, se siga consintiendo a la suerte del mejor postor, porque siempre como retribución solo ha habido destrucción, contaminación, irracionalidad y menosprecio.

Pues, ella ahora, en estos tiempos de tanta tribulación y de tantos daños ocasionados a su cuerpo por la inconsciencia de los seres humanos que en su seno aloja, necesita evolucionar y elevarse, y no le queda otra que pasarle la factura de cobro a esos indeseables inquilinos, por no saber agradecer y no tener la más mínima consideración y afecto, por quien ha sido el Ser más paciente, comprensivo y considerado, en comparación con otros similares que hacen vida cósmica en este Universo.

Seres como la Madre Tierra, desde la primigenia historia de este mundo terrenal fue ungida también con los poderes de la creación. Y no ha habido y no habrá otra como Ella.

¿Qué ha de pasar y qué hará la Madre Tierra ante tanta degradación desatada contra su cuerpo físico, mental y emocional?  No hay que irse por las cepas y pensar a la ligera, como siempre se ha pensado, que aquí no va a pasar nada (…) Pues no es así. La Madre Tierra tiene que hacer sus ajustes tal cual lo hace nuestro organismo humano cuando es sometido, durante tantos milenios, al mal trato y al mal vivir dentro de una atmósfera y medio ambiente contaminado por polución, desechos sólidos y otros nocivos elementos, provocado por los mismos humanos .

Ya que, cuando el cuerpo humano es sometido a ese desgaste, al organismo no le queda otro recurso que pasarle factura a aquel a quien durante algún tiempo fungió como inquilino (alojamiento) en ese cuerpo físico.

Y llegara el momento en que ese organismo comenzara a sufrir y padecer todo tipo de dolencias y enfermedades, por abusar, irrespetar y no ser considerado con el cuerpo que lo alojo. La Madre Tierra, como se ve tiene exactamente el mismo comportamiento que el ejemplo que acabo de mencionar (es un símil). Por cuanto si trasladamos ese mismo ejemplo a lo que pasa con el alojamiento que le hace la Madre Tierra a toda la humanidad y, por extensión, a toda la creación, empero, a una escala mayor ocurrirá lo mismo cuando se trata de los daños que se le ocasiona a ella.

Y como respuesta a ese daño de su cuerpo físico, emocional, mental y energético, hará, en consecuencias los ajustes necesarios, que se traducirá en movimientos sísmicos, terremotos, huracanes, erupciones volcánicas, tsunamis, cataclismos, etc..

Eso al parecer es lo que se avizora y no hay vuelta atrás; visto lo que está ocurriendo cada vez con más frecuencia e intensidad en todo el planeta. Tales fenómenos sísmicos ocurren casi a diario en el continente Americano (Chile, Colombia, Peú, Ecuador, Bolivia, Guatemala, Honduras, Mexico, EUU); en Asia en países como Japón, Phillipinas, Afganistán, India, China, Indonesia, Nepal, Irán; y en europa los terremotos ocurridos en Italia, Turquía, Portugal, Grecia, etc. Para la Madre Tierra, la evolución de Su cuerpo físico, mental, emocional y energético, significara una limpieza y purificación de tal magnitud que traerá como resultado para la humanidad, caos, sufrimiento y dolor. En eso coinciden Seres de Luz, Maestros Ascendidos, Avatares y elevados Sabios de otras dimensiones.

Esos ajustes, que no son más que procesos de purificación y limpieza que ya están ocurriendo a diario en todo el planeta, se intensificarán cada vez más. Dado que después de esa purificación y limpieza planetaria la Madre Tierra elevara su rata vibratoria y evolucionara a una cuarta y quinta dimensión.

_Esos fenómenos tanto atmosféricos como sísmicos al interior de la tierra, que cada vez ocurren con más frecuencia e intensidad han sido advertido desde hace mucho tiempo por elevados seres, que desde la superficie como desde el interior de la tierra y desde todos los ámbitos cósmicos planetarios, han reiterado la gravedad de tales calamidades.

Reflexión: Jose Agapito Ramírez Montes

Imagen: www.vcc.cl

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *